DANPAKTAN (*) Amante hombre-mujer que se transforma en pájaro para volar sobre la muerte/ Gocho Versolari, poeta

(*) Danpaktan:

Literalmente significa: Amante hombre-mujer que se transforma en pájaro para volar sobre la muerte y consiste en la reeducación de la sexualidad masculina asumiendo las características de la femenina. .

Este término tiene una aplicación casi exclusiva a lo que conocemos como relación erótica heterosexual. Resulta un poco difícil su comprensión para los lectores occidentales, sometidos a estereotipos en cuanto a los roles sexuales, para quienes la masculinidad y la femineidad están definidas por los sexos biológicos y no puede haber intercambio entre ellos.
El término en cuestión no tiene que ver necesariamente con la cuestión transgénero ni se aplica en forma estricta a quienes cambian su orientación sexual o su género (postura explícitamente permitida y valorada en la sociedad Pak). En este caso y antes que nada, la sexualidad masculina y la femenina constituyen arquetipos, posturas universales en las que se polariza la libido y lo ideal es que confluyan en una misma persona, lo que la transformaría en andrógino.
Como decía, Danpaktan se aplica antes que nada a una pareja heterosexual. Puede tener una consecuencia práctica en personas homosexuales, queer o transgénero, pero con el paso del tiempo se utiliza en las relaciones heterosexuales, ya que son las que más conservan   prejuicios en cuanto a los roles.
Entre estos estereotipos algunos apuntan a que la sexualidad femenina es lenta, es decir que tarda en producirse la excitación, pero cuando se logra se mantiene y persiste un tiempo superior al del hombre. De allí la capacidad multiorgásmica de muchas mujeres. En cambio, en el varón, se afirma, la excitación es rápida, explota en la eyaculación y a partir de allí se produce un declive.
Danpaktan significa que a través de ciertas prácticas como la retención del semen y sobretodo la separación entre la eyaculación y el orgasmo, el hombre es capaz de brindar a su sexualidad el mismo carácter que el de la mujer: desprovisto de ansiedad, la libido crece en forma pareja a la de su compañera. El hombre debe descubrir el placer en los matices de su sexualidad que por lo general son desechados: Entre otras cosas, llegar al estado de meseta, es decir la plenitud previa a la eyaculación y mantenerla. Esto propiamente hablando es el orgasmo masculino. La eyaculación rompe este clímax y produce una súbita caída del deseo.
Danpaktan se llama también al hombre que logrado a través de varias prácticas convertir el modo de su sexualidad transformándolo en lo que hoy se conoce como femenina: es decir encontrar placer en los juegos previos, detenerse en ellos y luego prolongar indefinidamente el orgasmo, no eyaculando en la mayoría de las relaciones. Esto lleva al placer repetido y sin límites de la mujer y al hombre que lo ha logrado se dice que se ha convertido en un pájaro andrógino capaz de sobrevolar serenamente los senderos de la muerte contenidos en el acto sexual.

Madame_Bink_11_by_mickwag

Los círculos oscuros en los ojos del sol

 

Tus orgasmos empezaron en la madrugada
y terminaron con las primeras horas de la noche
cuando caíste como muerta entre mis brazos.

Dormida,
azul; tu desnudez
engendraría buitres luminosos,
cormoranes de sal
y comadrejas de coral.

Durante el día
mientras te penetraba lento y sin cansancio,
mi entraña de andrógino destellaba mi alma
haciéndola volar
sobre las áridas regiones de la muerte;
bebiendo los crepúsculos,
atorándome de silencios y de peces,
y dibujando
meticuloso,
enorme,
gris,
atento
las ojeras circulares del sol.

lily_dances_naked_and_free____by_e_digitalfantasy_ddmijjg-fullview

GOCHO VERSOLARI

Comenta. Comenta. Son importantes tanto las caricias como las bofetadas.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.