Mordisco: Hubo una noche verdadera

Hubo una noche verdadera
que nunca pudimos descubrir.

Sólo muestra sus huellas
en el instante en que la luna
se bebe todo el lago
y en el izquierdo ángulo de tus ojos limpios,
se suicida

 

Arriba
crepitan las estrellas.

 

GOCHO VERSOLARI

5 Comments

Comenta. Comenta. Son importantes tanto las caricias como las bofetadas.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.