Entusiasmo sublime

Mis delirios

El año pasado me enteré de que Juan Estévez había ganado el Premio Nacional de Literatura 2016. El título de la obra despertó en mí una curiosidad tremenda, ya que es una frase del himno que siempre me conmovió. Buscando más sobre el autor descubrí que era su primera novela y me empeciné en leerla. La expectativa fue grande, debido a que tuve que esperar varios meses a que viniera en la valija de alguien de Uruguay. Afortunadamente, Maida, supo saciar mi inquietud y en forma de regalo me la entregó en Barcelona. Como tenía unas cuantas lecturas pendientes se postergó unos meses, pero hace unos días en un viaje a Gran Canaria me acompañó desde el abrochar del cinturón hasta el aterrizaje. Me acompañó entre mates y familia. Me acompañó en el regreso a casa y a mis responsabilidades. Me acompañó para quedarse y ganar un lugar en mi…

Ver la entrada original 339 palabras más

2 Comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s