Oigo tu luz

Carlos Banks

untitled456Oigo tu luz

Apacible tu voz

que aún recuerdo,

cuando escucho la luz

que entra desde el cielo,

y se disipa el miedo

y la tormenta.

Y todo se llena de ti…

en esta ausencia.

Atomos en forma

de tu luz,

de tu presencia,

átomos

en forma de sollozos

y tu esencia,

que iluminan

tu alma descalza

en el alma mia,

dejando huellas

de ti y de

tu ausencia fria…

Recuerdos

de cuando

me eras trigo,

rosa perfumada,

buen abrigo.

 

Mas yo

creyéndote eterna

y tú,

eternamente lejana,

pero me iluminabas

languidecida

y triste,

inerte y cabizbaja.

Cuando la vida

era fragmento de

navaja.

 Y yo, que no,

que nunca te irías

de este universo

y tu flotando

inquieta,

en la forma

intangible

de estos versos.

 

Te escucho… madre

oigo tu luz.

 

A mama nieves. (C) 2017

C Banks

Ver la entrada original

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s